Archivo de la etiqueta: nueva Alianza

Lucas 15,1-3.11-32 – Esta es mi sangre

Esta es mi sangre

“Y mientras estaban comiendo, tomó pan, lo bendijo, lo partió y se lo dio y dijo: «Tomen, este es mi cuerpo.» Tomó luego una copa y, dadas las gracias, se la dio, y bebieron todos de ella. Y les dijo: «Esta es mi sangre de la Alianza, que es derramada por muchos.”.

Domingo de la 9na Semana del Tiempo Ordinario | 03 de Junio del 2018 | Por Miguel Damiani

Lecturas de la Fecha:

Reflexión sobre las lecturas

Esta es mi sangre

El Señor Jesucristo es Dios. Lo repetimos, porque Él mismo nos lo hace notar. No quiere que estemos confundidos, ni nos dejemos enredar, ni engañar. Es verdad, es el Hijo de Dios, por lo tanto, exactamente como tal, es Dios, junto con el Padre y el Espíritu Santo. Tres persona distintas, un solo Dios Verdadero.

La Trinidad, es una relación que para nosotros se hace un tanto misteriosa, es verdad. Sin embargo ella se aclara lo suficiente como para que creamos en esta realidad Sobrenatural, en los Evangelios y en la Biblia en general, aunque no alcancemos a comprenderla plenamente.

esta_es_mi_sangre

Seguir leyendo Lucas 15,1-3.11-32 – Esta es mi sangre

(20) vistas

Signo elocuente de Jesús en las bodas de Caná

Jesucristo transforma la Ley de Moisés en Evangelio, portador de alegría

Catequesis del Papa en la audiencia del miércoles 8 de junio de 2016

El papa Francisco ha explicado en la audiencia realizada en la Plaza de San Pedro, el pasaje de las bodas de Caná, donde Jesús cumple su primer “signo prodigioso”. Jesús se manifiesta como el esposo del Pueblo de Dios. Y este amor, es como la historia de dos enamorados. Dios y el hombres se encuentran, se buscan, se encuentra, se celebran y se aman: precisamente como el amado y la amada en el Cantar de los Cantares. Todo lo demás viene como consecuencia de esta relación.

Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días!

Antes de comenzar la catequesis quisiera saludar a un grupo de parejas que celebran el 50º aniversario de matrimonio. Eso sí que es el vino bueno de la familia. El vuestro es un testimonio que tiene que aprender los recién casados y los jóvenes a quienes saludaré después. Un bonito testimonio, gracias por vuestro testimonio.

Después de haber comentado algunas parábolas de la misericordia, hoy nos detenemos en el primer milagro de Jesús, que el evangelista Juan llama ‘signos’, porque Jesús no los hizo para suscitar maravilla, sino para revelar el amor del Padre. El primero de estos signos prodigiosos es contado precisamente por Juan (2, 1-11) y se cumple en Caná de Galilea. Se trata de una especie de “puerta de ingreso”, en la que están talladas palabras y expresiones que iluminan todo el misterio de Cristo y abren el corazón de los discípulos a la fe. Veamos algunas.

Seguir leyendo Signo elocuente de Jesús en las bodas de Caná

(49) vistas