Archivo de la etiqueta: Aquel que me ha enviado

Juan 16,5-11 – yo les digo la verdad

Yo les digo la verdad

Pero yo les digo la verdad: Les conviene que yo me vaya; porque si no me voy, no vendrá a ustedes el Paráclito; pero si me voy, se los enviaré

juan-16-07
Juan 16,5-11 yo les digo la verdad

Juan – Capítulo 16

Reflexión: Juan 16,5-11

El Señor ha establecido una relación de confianza y amistad con los suyos, con nosotros, los que le seguimos. Podemos confiar porque Él nos habla siempre con la verdad. No nos engaña ni oculta nada. Él ha venido a salvarnos y nos ha revelado que Dios es nuestro Padre, que nos ha creado por amor y que es Su Voluntad que vivamos eternamente en el Cielo. Toda esta es la Verdad Revelada por Jesucristo, clara y diáfana, como todo lo que tiene que ver con Él.

No hay nada que no nos explique, ni que mantenga oculto innecesariamente. Es muy distinto, que no estemos en capacidad de entender. Nunca encontraremos en Él mentira o engaño. Ese no es ni será nunca el Camino ni el argumento del Señor, porque Él es la Verdad y cuando nos la debe presentar lo hace sin velos. En Él podemos y debemos creer. Es precisamente a lo que nos llama, a creerle, porque en creerle está nuestra salvación, porque quien le cree alcanza la vida eterna.

Nosotros habremos llegado a entender el Evangelio cuando en vez de estar tristes porque el Señor se va, o porque es preciso que pase por la cruz, estemos alegres porque con Su vida, muerte, resurrección y ascensión al Cielo, nos ha salvado. Todo esto ocurrió porque era necesario. Obedece a un Plan que debía ejecutarse hasta la última coma para salvarnos y Jesucristo, cumpliendo la Voluntad del Padre, lo siguió al pié de la letra, mostrando Su Infinito amor por el Padre y por nosotros, Sus creaturas.

Seguir leyendo Juan 16,5-11 – yo les digo la verdad

(101) vistas

Juan 12,44-50 – su mandato es vida eterna

Su mandato es vida eterna

…yo no he hablado por mi cuenta, sino que el Padre que me ha enviado me ha mandado lo que tengo que decir y hablar, y yo sé que su mandato es vida eterna.

juan-12-49
Juan 12,44-50 su mandato es vida eterna

Juan – Capítulo 12 – de nuevo le glorificaré

Reflexión: Juan 12,44-50

La Palabra del Señor contiene una riqueza y una sabiduría incomparables. Juan el evangelista, cuyo texto ha escogido hoy la Iglesia nos presenta esta Palabra de un modo extraordinario, dificultándonos la selección de una frase o un solo versículo para centrar nuestra reflexión. Sin embargo y sin descartar nada queremos quedarnos con la idea de aquello que Dios Padre pone a nuestro alcance: la Vida Eterna. Pero agrega “Su mandato…” Quiere decir que el que hace lo que Dios Padre nos manda, alcanza la Vida Eterna. Su mandato ES Vida Eterna. Vida Eterna para quien lo cumple. Así Él lo ha dispuesto y así será. ¿Creemos o no? Si creemos, lo lógico será que cumplamos y si cumplimos la alcanzaremos.

Esta es la Buena Noticia. Esto es lo que todo el mundo debe saber. Esta es la Puerta. Este es el Camino. Si lo seguimos, ya sabemos a dónde nos conduce. La promesa está ahí, al alcance de todo aquel que la quiera alcanzar. Y este mensaje tiene que ver con Jesucristo, porque es Él quien nos lo trae, quien nos lo da a conocer claramente. Esa es Su Misión. Desde esta perspectiva podemos entender Su afirmación, que Él no juzga, porque no ha venido a juzgar al mundo, sino a Salvarlo. Esto es lo que debemos entender para no dejarnos confundir. Jesucristo ha venido enviado por el Padre a Salvarnos, no a juzgarnos y mucho menos a condenarnos. ¡La noticia es excelente! ¡Ha de ser la mejor noticia que podríamos oír! ¡Esta es la Buena Nueva!

¿Quiere decir que nadie se pierde, que nadie se condena? ¡No! Quiere decir que hay que hacer lo que Dios nos manda, porque en el cumplimiento de este mandato está la Vida Eterna. ¿Quiere decir que quien no cumple Su mandato se condena y se pierde? ¡Sí! ¿Por qué? Porque es necedad no hacer lo que uno debe hacer. Si estás dando una prueba de matemáticas, en lo que eres malo y viene Einstein y te dice cómo hacerlo, ¿te negarías a hacer lo que te manda? Si lo haces, es decir si te niegas a aceptar su consejo, ¿no serías un necio? Y si entonces desapruebas el examen ¿de quién sería la culpa? Solamente tuya ¿no es verdad?

Seguir leyendo Juan 12,44-50 – su mandato es vida eterna

(115) vistas

Mateo 10,34-11,1 – he venido a enfrentar al hombre contra su padre

No piensen que he venido a traer paz a la tierra; no he venido a traer paz, sino espada. Pues he venido a enfrentar al hombre contra su padre, a la hija contra su madre y a la nuera contra su suegra.

Texto del evangelio Mt 10,34-11,1 – he venido a enfrentar al hombre contra su padre

34. No piensen que he venido a traer paz a la tierra; no he venido a traer paz, sino espada.
35. Pues he venido a enfrentar al hombre contra su padre, a la hija contra su madre y a la nuera contra su suegra.
36. Cada cual verá a sus familiares volverse enemigos.
37. El que ama a su padre o a su madre más que a mí, no es digno de mí; y el que ama a su hijo o a su hija más que a mí, no es digno de mí.
38. El que no carga con su cruz y viene detrás de mí, no es digno de mí.
39. El que antepone a todo su propia vida, la perderá, y el que sacrifique su vida por mi causa, la hallará.
40. El que los recibe a ustedes, a mí me recibe, y el que me recibe a mí, recibe a Aquel que me ha enviado. El que recibe a un profeta porque es profeta, recibirá recompensa digna de un profeta.
41. El que recibe a un hombre justo por ser justo, recibirá la recompensa que corresponde a un justo.
42. Asimismo, el que dé un vaso de agua fresca a uno de estos pequeños, porque es discípulo, no quedará sin recompensa: soy yo quien se lo digo.»
01. Cuando Jesús terminó de dar estas instrucciones a sus doce discípulos, se fue de allí para predicar y enseñar en las ciudades judías.

Reflexión: Mt 10,34-11,1

mateo-10-34
Mateo 10,34-11,1 he venido a enfrentar al hombre contra su padre

Pocas veces encontraremos palabras más duras -más incendiarias-, en todo los Evangelios. ¡Qué difícil resulta entender este mensaje del Señor! Parece totalmente contrario a Su prédica del amor. ¿Qué es lo que pasa?

¿A dónde se fue el amor? ¿No era la unión familiar y la paz lo que predicaba Jesús? ¿En qué parte de su mensaje pacífico y amoroso podemos encajar que sea portador de la espada? ¿En qué queda el poner la otra mejilla a quien nos abofetea?

Resulta difícil entender este lenguaje, cuando tratamos de aproximarnos a su mensaje a partir de nuestras concepciones, nuestros criterios y nuestra propia perspectiva y forma de ver el mundo. Así nos será imposible entender al Señor.

No piensen que he venido a traer paz a la tierra; no he venido a traer paz, sino espada. Pues he venido a enfrentar al hombre contra su padre, a la hija contra su madre y a la nuera contra su suegra.

Seguir leyendo Mateo 10,34-11,1 – he venido a enfrentar al hombre contra su padre

(647) vistas