Lucas 21,29-33 – Mis palabras no pasaran

diciembre 1, 2017

Mis palabras no pasaran

En el Evangelio de Lucas 21,29-33 el Señor nos invita a reflexionar en lo único que es realmente sólido, inamovible y confiable: el cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán. Qué mejor invitación a perseverar y mantener la serenidad frente a toda adversidad, con la seguridad que a quien tiene a Dios nada más le hace falta.

Mis palabras no pasaran

Mis palabras no pasaran

No perdamos nuestro tiempo y nuestra vida angustiándonos por todo aquello que nos hace falta. Incluso la falta de salud y aún de libertad, por cualquiera de los motivos que fuera, será pasajera. Nada en este mundo es eterno; solo Dios. Por eso, solo en Él podemos confiar; solo en El debemos esperar.

Confiemos en que Él sabrá dar salida a cada tribulación. Pidamos que se apiade de nosotros; que nos de su misericordia sobre todo en aquellos momentos que parecen interminables, en los que estamos sometidos a dolores y penurias insoportables. Pidámosle que nos de la Gracia de la Fe en todo tiempo y lugar, de modo tal que siempre tengamos Su Voluntad como la más solida roca sobre la cual debe descansar nuestra alma y nuestro corazón.

 

(6) vistas

Deja un comentario